Erasmo y Felipe, igualitos Erasmo y Felipe, igualitos
CORRESPONDENCIA Por: José Luis Castillo La renuncia de Erasmo González Robledo, a la militancia del PRI estaba muy cantada, buscó ser presidente municipal de... Erasmo y Felipe, igualitos

CORRESPONDENCIA

Por: José Luis Castillo

La renuncia de Erasmo González Robledo, a la militancia del PRI estaba muy cantada, buscó ser presidente municipal de Madero, y no lo logro, después quiso ser presidente del Comité Estatal y tampoco figuró, por eso no pasa de ser una más que lleva por delante el interés personal.

Erasmo, busca a como dé lugar, hacer validas sus ambiciones como Eduardo Gattas o Felipe Garza Narváez, uno, eterno aspirante dentro del tricolor a lo que sea su última aventura candidato a diputado local y el otro también, aunque su sueño siempre fue la presidencia municipal.

Erasmo y Felipe, son dos casos similares, primero acabaron en la parte que les corresponde con el PRI y ahora repelan de él, lograron amasar fortunas, en los cargos y las responsabilidades que se les dio antes de la derrota del 2016.

En su tiempo, pregonaron las bondades de este instituto político por todos lados, hablaban de las maravillas del PRI, de los gobiernos emanados de este instituto político y ahora simplemente abandonan el barco que ellos lo consideran a la deriva.

No le quiero decir que el papel que juega Aida Zulema Flores Peña, dentro del PRI es de lo mejor, porque lo ha convertido en algo así como una oficina particular, en donde sólo ella y su asistente de siempre, deciden a quien reciben y escuchan.

Eduardo Gattas, es el mismo caso, dejo por caprichos este instituto político al igual que otros “distinguidos” militantes que ahora ya no le ven futuro al PRI, más bien ven la oportunidad de llenar sus ambiciones personales en partidos como Morena que para ellos, trae todas las de ganar.

Pero se les olvidó a los ex priistas, que fue precisamente la memoria y el razonamiento de los militantes y los ciudadanos en general, quienes determinaron dar fin a la continuidad, a más de lo mismo, a la arbitrariedad y el hartazgo, además del dedazo.

“Algunas normas y acciones del partido han perdido su vigencia en perjuicio de la identidad propia, la realidad actual nos señala que hemos extraviado el rumbo”, refiere Erasmo, claro, sin aceptar su culpa y que por sus ambiciones de poder y no dejar oportunidad a nuevos protagonistas también contribuyó a perder la brújula.

“Hay un deterioro de la imagen y de la militancia”, dice el ex diputado local, pero lo que no acepta, es que ese deterioro lo causaron ellos, los que ahora se van con el argumento de que se perdió el rumbo, de que se olvidaron de la militancia o porque no se les da una oportunidad, pero no aceptan que son ellos mismos los que han vivido al amparo del poder, queriendo, pidiendo y arrebatando nombramientos, así como cargos de elección popular.

La ciudadanía tiene memoria y el hecho de renunciar a la militancia, no les quita su pasado partidista, menos las quejas o denuncias que hay contra ellos.

A la fecha, han renunciado poco más de 100 mil militantes al PRI, muchos lo han hecho para no ser afectados en sus fuentes laborales, los menos, como Erasmo, Felipe, Lalo Gatas y hasta Fernando Azcárraga, lo hacen por sus ambiciones personales, por sus aspiraciones y cumplir sus caprichos a como dé lugar, no porque el partido esté en ruinas o haya perdido el rumbo.

Insisto, todos contribuyeron a la debacle del 2016, el hartazgo de la sociedad se manifestó en las urnas, el rechazo, al dedazo, a los mismos de siempre y a la continuidad de amigos y familiares en la nómina también, no se diga al olvido de las bases, en donde todos participaron, habrá que ver si entienden la lección o siguen con más de lo mismo, pero estén donde estén, seguirán siendo priistas.

EL BUZÓN

Las verificaciones de documentación que lleva a cabo la Secretaría de Educación de Tamaulipas, va en serio, las malas prácticas que se efectuaron por vivales para poder ingresar al sistema educativo, pronto tendrán consecuencias.

La ley se aplicara para todos y por lo pronto, los esposos Ubaldo Reyes y Lorena Tavares, de la escuela primaria “Guadalupe Mainero”, de Ciudad Victoria, deberían de irse preocupando por su situación legal, por haber entregado documentos falsos para obtener sus claves, su familiaridad con el regenteador de los jubilados y pensionados, no los salvará de sufrir todo el peso de la Ley, sino pal baile vamos.

Mi correo: joseluis_castillogtz@hotmail.com

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: