Nuevo Laredo, la nueva capital Nuevo Laredo, la nueva capital
Será el Sereno Juan Guzmán Aunque literalmente es municipio más alejado de Ciudad Victoria, Nuevo Laredo poco a poco está dejando de ser el... Nuevo Laredo, la nueva capital

Será el Sereno

Juan Guzmán

Aunque literalmente es municipio más alejado de Ciudad Victoria, Nuevo Laredo poco a poco está dejando de ser el municipio arrinconado en el mapa de Tamaulipas para convertirse en la nueva capital del estado.

Todo esto gracias al impulso en desarrollo económico que le está dando tanto el actual gobierno municipal encabezado por el alcalde, Enrique Rivas Cuellar, como a toda la confianza que le está poniendo el gobernador, Francisco Cabeza de Vaca, a esta ciudad para llevar a cabo eventos que ni en la misma capital del estado se realizan.

Eventos encabezados por el propio gobernador desde que inicio si mandato como el desfile del 20 de noviembre, reuniones con autoridades de Estados Unidos en esta frontera, reuniones de seguridad y congresos como el de Competitividad que presidio este jueves, son solo algunos de los eventos que el gobernador ha querido se realicen en esta ciudad fronteriza.

Anteriormente Nuevo Laredo era el patito feo de las administraciones estatales, por su lejanía con la capital nadie quería venir y ni que decir de llevar a cabo eventos estatales, solo giras de trabajo se realizaban por parte de los anteriores gobernadores en estas tierras lejanas.

El panorama para Nuevo Laredo ha cambiado, hoy el nombre de esta ciudad se escucha por todo Tamaulipas y el resto del país, no cabe duda que este es el municipio preferido por el gobernador pues ha venido más veces a esta frontera que al resto de los municipios que componen el estado.

La presencia del gobernador Cabeza de Vaca en el primer Congreso Regional para la Competitividad, es solo una muestra más de que durante los seis años de gobierno estatal Nuevo Laredo será la ciudad que más destaque y se desarrolle social y económicamente como no lo hacía desde hace muchos años, todo gracias a la colaboración y esfuerzo que tanto el presidente municipal, Enrique Rivas Cuellar, como el gobernador Francisco Cabeza de Vaca, están haciendo en conjunto para llevar a Tamaulipas y Nuevo Laredo a otros niveles.

Le coquetean a la presidencia del PRI

 

Conforme pasan los días y se acerca más el periodo electoral en Tamaulipas, poco a poco van asomando la cabeza los políticos que quieren participar en la próxima elección, y aunque aún falta mucho para definir los candidatos, en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) de Nuevo Laredo, ya hay quienes le coquetean a la presidencia de dicho partido.

Aunque algunos de ellos no lo han manifestado abiertamente, ya se escuchan sus nombres en las redes sociales como quienes quieren tomar las riendas del partido, uno de ellos es el doctor Jaime Emilio Gutiérrez Serrano, ex candidato del PRI a una diputación local, y quien en su momento sí manifestó el interés por dirigir al partido tricolor en la localidad.

Otro de ellos es Octavio Almanza, mejor conocido como “Tatis”, éste hombre es de las confianzas del exdiputado local, Ramiro Ramos Salinas, y se dice tiene el respaldo de Ramiro.

También en su momento lo comenté, Enrique Álvarez del Castillo es otro de los políticos que se mencionan quiere ser el nuevo presidente del Comité Directivo Municipal del PRI, lo cual le valdría gracias a la experiencia que ha obtenido al ocupar distintos cargos municipales como estatales tanto en el partido como en la administración pública.

Pero ellos tienen un punto en contra, los tres son gente de Ramiro Ramos y un buen sector del PRI no está de acuerdo en que Ramiro tenga mano en la elección del nuevo dirigente, pues saben bien que quien quede, si acaso es uno de ellos, estaría bajo la sombre de Ramiro y tendría mano en la toma de decisiones del comité municipal del PRI.

Otro de los puntos que pudieran tener en contra es que el PRI ha mencionado ya algunas veces que van a cambiar, que han aprendido de los errores y ya no cometerán las mismas mañas de imponer a quien un seleccionado grupo de priistas quiere en cada elección, que ya no se dará oportunidad a los mismos y que echaran mano de nuevas caras, gente que no se le ha brindado una oportunidad.

Si este fuera el caso, los tres mencionados no tendrían posibilidades, pues Jaime ya fue candidato a la diputación local, “Tatis” Almanza ha estado dos veces en la planilla de los dos últimos candidatos a la presidencia municipal, uno como regidor y otra como sindico, para mala fortuna de Jaime y “Tatis”, el PRI perdió y con ellos se perdió su oportunidad de ocupar un cargo.

En el caso de Enrique Álvarez, también ya fue candidato a una diputación por la vía plurinominal con la misma suerte de los otros dos, es por ello que quedarían descartados para ocupar la presidencia del PRI local, pero solo en caso de que la dirigencia del PRI cumpla su palabra, sin embargo vemos muy difícil esto, pues ya se ve que van por el mismo camino de siempre y cometerán las mismas prácticas que los han llevado hoy a la derrota.

Jóvenes también quieren su oportunidad

Por otra parte están los jóvenes del PRI que ven en este proceso electoral una oportunidad de que los tomen en cuenta, pues confían en que la dirigencia si cumpla su palabra y le dé oportunidad a nuevas caras.

En este sentido vemos que ya hay uno que ha levantado la mano, se trata de Javier Lozano Rodríguez, un joven perteneciente al sector de la CNOP y ex líder de los jóvenes del PRI, éste ya alzo la voz y en su cuenta de Facebook ya se empezó a mover para que lo tomen en cuenta.

Javier trae buenas intenciones como todos los jóvenes inquietos dentro del priismo ansiosos de que los tomen en cuenta para demostrar de que están hechos y que el PRI no se equivocará en dejar a un lado la imposición de los dinosaurios de siempre y jugársela con jóvenes, caras nuevas para conseguir el triunfo nuevamente.

Como Javier hay otros jóvenes que si bien no han expresado sus aspiraciones abiertamente, están a la espera de las decisiones que se den desde la dirigencia nacional, en este sentido el PRI tiene a otros jóvenes como Juan de Dios Juanes Carrizales, quien ha estado muy activo dentro de su sector, la CTM, poco a poco se ha formado su propia carrera dentro de la política y quien dicho sea de paso es la mejor carta que tiene el sector obrero en caso de que le pidan un joven para ocupar alguna posición en el próximo proceso electoral.

Como ellos tenemos también a Rafael Armendariz, sobrino de Rosa María Alvarado Monroy, Sara Hernández, Manlio Benavidez Jr., Rafael Nolasco, también ex líder de los jóvenes, y muchas más caras nuevas que siempre son utilizados en cada campaña para hacer mitote, caminar, echar porras, a quienes al final ni las gracias les dan pero que siguen firmes en sus convicciones y su amor al partido tricolor, que volverán a participar en cada elección sea cual sea el panorama, no como otros políticos que han vivido del partido y ahora que están perdidos y con pocas esperanzas de volver al triunfo, abandonan el barco sin importarles los colores y todo lo que el PRI les ha dado.

Al PRI ya no le queda de otra, o le apuesta a las caras nuevas o seguirán perdiendo las próximas elecciones pues la gente y la militancia ya está cansada de los mismos de siempre, ya lo veremos próximamente en cuanto inicie el proceso electoral del 2018, aunque como veo las cosas, los jóvenes tendrán que seguir esperando en la banca o conformarse con alguna suplencia.

Comentarios: guzmancalderon14@gmail.com

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: