Yarrington y Duarte, ¿qué le espera al PRI en el 2018? Yarrington y Duarte, ¿qué le espera al PRI en el 2018?
DESDE LA FRONTERA POR PEDRO NATIVIDAD Este lunes reinicia el periodo vacacional, millones de estudiantes regresan a las aulas después de un merecido descanso... Yarrington y Duarte, ¿qué le espera al PRI en el 2018?

DESDE LA FRONTERA

POR PEDRO NATIVIDAD

Este lunes reinicia el periodo vacacional, millones de estudiantes regresan a las aulas después de un merecido descanso por las fiestas de Semana Santa.

Pero quienes no descansaron fueron los políticos, quienes tuvieron unas semanas donde hubo mucho ajetreo.

Sigue vigente el tema de la detención de Tomás Yarrington, en donde Estados Unidos se impuso a las autoridades mexicanas, quienes hacían todos los intentos por traerlo a México.

Sin embargo, Estados Unidos logro arrebatarles al ex gobernador tamaulipeco, y se ha confirmado que será extraditado a ese país, con la promesa que  tras cumplir su condena, será enviado a México para que también pague sus culpas.

El caso Yarrington, no solo se basa en el castigo que puede obtener el ex mandatario, si no también todo lo que las autoridades estadounidenses den a conocer, principalmente sobre aquellos que fueron sus cómplices.

Y esos cómplices no son más que meros políticos que trabajaron de su lado y que ahorita deben estar temblando.

La gran mayoría son militantes priístas que obtuvieron buenas ganancias en el sexenio de Yarrington, y que ahora, muchos de sus nombres saldrán a relucir en las investigaciones que lleva Estados Unidos.

Conforme se llegue el tiempo en que Yarrington sea entregado a los vecinos, muchos políticos comenzarán a emigrar del Estado, si no es que ya lo hicieron.

 

EL CASO DUARTE TAMBIÉN AFECTA A TAMAULIPAS

Y aunque muchos digan que no, la detención del ex gobernador de Veracruz, también priísta, Javier Duarte, afectará a los priístas tamaulipecos en las próximas elecciones,

El peor de los casos de corrupción de un político, del PRI, está en boca de todos, y llama la atención que hasta apenas hace un par de días en los noticieros nacionales se diga que Guatemala le notificó a México que tiene 60 días para reclamarlo, de lo contario podría quedar en libertad, lo que significa que nuestro glorioso gobierno no se ha tomado la molestia de querer traerlo para juzgarlo por el robo que hizo los veracruzanos.

Y por ser vecinos los tamaulipecos están conscientes que los priístas se están tapando entre sí, con el fin de evitar a toda costa que estos casos de corrupción los sigan debilitando con miras a las elecciones.

Y decimos que sí le perjudica al PRI Tamaulipas, porque Tamaulipas y Veracruz son aliados, vecinos y el que hayan detenido a sus dos ex gobernador por casos de gran corrupción, sin duda desalentará a los tamaulipecos y no votaron por más candidatos que sean emanados del partido tricolor.

 

¿QUE ESPERA EL PRI EN LAS PROXIMAS ELECCIONES?

Si el PRI hasta hace unas semanas decía que venía una elección difícil, pero no imposible, en donde con mucho trabajo podrían recuperar parte de lo perdido, ahora su situación es mucha más crítica.

El tema de las detención de Yarrington y de Duarte, viene a darles una verdadera zancadilla, de la cual será difícil recuperarse.

Los tamaulipecos están desilusionados de los priístas, lo que provocará que en las elecciones venideras, buscarían nuevas opciones para votar, eligiendo a otros candidatos de otros partidos, pero no a ellos.

Reiteramos, si el PRI pensaba que podrían recuperarse en el 2018, con las detención de sus dos ex gobernadores, prácticamente están en la lona… ¿Qué, no?, lo invito a visitarme en www.hoylaredo.net… NOS LEEMOS.

Comentarios pedropnatividad@gmail.com

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: